APRENDAMOS. UNA OPORTUNIDAD PARA SUPERARNOS

Entregado: 30/05/2014 Aprobado: 12/06/2014

Resumen de las sistematizaciones de los 10 años del Programa (2003-2012) publicadas por la Universidad Casa Grande

Por Mgtr. Gilda Macías, Investigadora de Sistematización e Ing. Alina Álvarez, Coordinadora de Sistematización

Aprendamos. Una oportunidad para superarnos es el primer programa de edu­cación a distancia por televisión que se implementó en Ecuador a fines del año 2003. El programa surgió como un componente de una estrategia de inter­vención más amplia de la M.I. Municipalidad de Guayaquil, para responder a las necesidades de la población joven y adulta del sector urbano popular, enfrentado a situaciones de pobreza, desempleo, acceso limitado al conocimiento y a una educación pertinente y de calidad.

Aprendamos es impulsado y financiado por la M.I. Municipalidad de Guayaquil, en el marco de una interesante e innovadora alianza de cooperación interinstitu­cional, en la que han participado desde su inicio diversos canales de televisión de señal abierta y la Fundación Ecuador, a la que se sumó en el 2010 la Universidad Casa Grande. Su propósito es mejorar las condiciones de vida de los habitantes del Cantón, democratizando su acceso a la información, favoreciendo la inclusión social y facilitando el desarrollo de un sentido de pertenencia con la urbe, en ejercicio de su plena ciudadanía.

La instrumentación de la televisión para gestar el primer programa de educación a distancia en Ecuador, gratuito y accesible, era un paso ineludible como modelo alternativo de aprendizaje para esta población, excluida –o en riesgo de serlo- del sistema educativo formal. La dimensión educativa del Programa fue asumida desde una mirada constructivista, y por tanto, bajo la convicción de que la generación de nuevos conocimientos, destrezas y actitudes ocurre en forma permanente a través de la experiencia directa y que es el propio alumno quien construye su aprendizaje desde saberes previos, experiencias y entorno, logrando desempeños auténticos, ligados a su cotidianidad personal y laboral.

La definición de tres objetivos de aprendizaje: Conocimientos, actitudes y prácticas, fue central en el desarrollo de los dispositivos pedagógicos para el aprendizaje a distancia. Bajo esta modalidad no existe el profesor como mediador, de tal manera que el cómo enseñar y cómo aprender en Aprendamos, remite a las estrategias pedagógico-comunicacionales, que contemplan varios dispositivos que se articulan entre sí. Estos pueden ser entendidos en una doble acepción, como herramientas que hacen posible el aprendizaje (programas de TV, libros, tutorías, tele-tutorías, CD) y como conectores o puntos de conexión. Es decir que unos adquieren sentido en la medida en que existen los otros.

Desde octubre del 2003, fecha en que se inició el Programa, hasta diciembre del 2012, Aprendamos benefició en forma directa a 894.949 alumnos, a través de la transmisión de 15 cursos de educación a distancia y la retrans­misión de 17 de éstos. De acuerdo a los datos de IBOPE – empresa que realiza mediciones de rating en Ecuador- entre el 2005 y el 2012 un promedio de 11.1325 hogares de Guayaquil y Quito vieron semanalmente Aprendamos. Si se tiene en cuenta que la composición familiar promedio según el INEC es de 3.8 miembros por hogar, se estima una cobertura de cerca de 41.190 personas por semana.

La presentación de todos los cursos implicó la proyección continua de 1.904 programas de 30 minutos de duración, por canal de televisión, durante 476 sema­nas, lo que totalizó 15.232 programas de TV transmitidos, entre los años 2003-2012. Durante este período, se distribuyeron también más de 1`000.000 de libros de texto relativos a los cursos.

 

El trabajo multidisciplinario con otras organizaciones de la sociedad civil y el sector privado (ONGs, gremios, universidades, asociaciones, empresas, colegios, entre otros), para la replicación de los cursos, seguimiento a alumnos, distribución de textos, participación en el diseño de los dispositivos pedagógicos, coordinación de tutorías, etc., fue uno de los pilares en que se asentó el Programa por medio de la suscripción de 765 convenios de cooperación interinstitucional.

 

La ejecución de Aprendamos en el período comprendido entre los años 2003- 2012 ha sido recogida en varias publicaciones, que responden a las cuatro fases de gestión del Programa. Las publicaciones correspondientes a la tercera (2008-2009) y cuarta fase (2010-2012), así como la sistematización de los 10 años y su respectiva versión abreviada, fueron de autoría de la Universidad Casa Grande.

Las producciones de Aprendamos también están disponibles a nivel mundial en la biblioteca virtual que proporciona iTunesU, un reproductor multimedia de Apple, gracias a la alianza establecida entre actores claves como la M.I. Municipalidad de Guayaquil, Universidad Casa Grande, Fundación Ecuador y el Centro de Estudios Interamericanos.

 

 

 

 

 

 

 

 

Los resultados de las valoraciones cuantitativas y cualitativas sobre el Programa, por parte de alumnos y actores involucrados, demuestran que el Programa ha sido altamente exitoso y que se encuentra posicionado positivamente en el imaginario ciudadano. La acogida al programa ha sido de tal magnitud que, de acuerdo a una investigación del Instituto de Estudios Sociales y de la Opinión Pública – IESOP en marzo del año 2011, el 95% de todos los entrevistados opinó que el Programa debía mantenerse al aire, argumentando que éste representa una oportunidad para superarse. El estudio concluye que “si un proyecto es útil, entonces debe permanecer y afianzarse en la sociedad” y en el caso de Aprendamos todas las evidencias así lo determinan.

Nota post sistematización: A mayo de 2014, Aprendamos había alcanzado 1’073.682 usuarios (un millón setenta y tres mil seiscientos ochenta y dos) y había transmitido dos cursos nuevos: Todos somos iguales, todos somos diferentes. Inclusión para familias con hijos con discapacidad y Producción y medio ambiente, sumando un total de 17 cursos.

 

Escrito por

Nos reservamos el derecho de publicar comentarios.

Comentarios cerrados.